como limpiar el radiador de casa

¿Cómo limpiar tu radiador?

Si te Gusta Compártelo Gracias....
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Para optimizar la eficiencia de tu radiador, es esencial llevar a cabo una limpieza regular. Esta acción, al mismo tiempo, eliminará el polvo, pero también respirarás un aire saludable. ¡Algunos consejos para que tu radiador consiga un nuevo look!

Acciones simples para limpiar tu radiador

El radiador es un verdadero nido de polvo, los radiadores atraen el polvo durante el invierno cuando están funcionando, debido a la corriente de convección que soplan. Y en el verano, el polvo continúa acumulándose en estos calentadores. Se debe saber que estos granos de polvo, reducen su efectividad al evitar que el calor se propague bien hasta en un 30%, pero también promueven la proliferación de ácaros. Una buena limpieza es efectiva para que los radiadores calienten mejor, pero también para reducir el riesgo de alergias respiratorias, desde Comercial Foisa siempre recomendamos a nuestros clientes una limpieza regular del radiador. Entonces, antes de volver a ponerlo en servicio, es mejor asegurarse de que no esta lleno de polvo.

Quitar el polvo del radiador

Para garantizar que su limpieza se realiza de manera segura, se deben tomar algunas precauciones:

  • Para los radiadores eléctricos, en primer lugar, asegurarse de que el radiador esté apagado. Para evitar el riesgo de incendios y descargas eléctricas, no toques los paneles eléctricos.
  • Para calentadores de aceite o gas, espera hasta que estén fríos al tacto para evitar el riesgo de quemaduras. Coloca un paño viejo debajo del radiador para que el suelo no se manche durante la limpieza.

¿Cómo limpiar tu radiador eléctrico?

Para limpiar un calentador eléctrico, utiliza un paño húmedo o una toallita de limpieza. También puedes usar una esponja con un poco de agua jabonosa. Remojar y enjuagar suavemente con la esponja. No es necesario usar productos abrasivos que puedan dañar o rayar el radiador. Antes de reiniciarlo, cuando esté limpio, recuerde secarlo con un paño o una toalla.

Para esquinas difíciles, usa una aspiradora con boquilla plana o sopla el polvo con un secador de pelo. Limpia detrás del radiador usando una espátula larga y plana, poniéndole un calcetín al final. Con esta espátula debes realizar movimientos de arriba hacia abajo para dejar caer el polvo al suelo.

Limpia el calentador de gas desempolvándolo

Para eliminar el polvo entre las mangueras del radiador de hierro fundido, usa un cepillo de férula en ángulo o un plumero. No es necesario desmontar el dispositivo para limpiarlo. Con el cepillo o plumero es muy fácil quitar el polvo sin dañar el revestimiento de tu radiador gracias a su flexibilidad y maleabilidad. 

Los calentadores de gas operan con agua caliente que circula en el interior del radiador.

Para limpiar este modelo, coloca un plumero entre los intersticios o un palo de escoba en el que coloques un calcetín. Luego, para limpiar, usa una esponja con agua jabonosa. También puedes utilizar un cepillo de férula en ángulo como un plumero.

Limpia tu radiador purgándolo

Pulgar el radiador

Recuerda purgar tu radiador una vez al año. De hecho, el aire se introduce en las tuberías entre los radiadores y la caldera. La purga ayuda a suavizar el flujo de agua al eliminar el aire. Es mejor purgar el radiador antes de reiniciarlo. Para hacer esto, comienza por purgar los radiadores más cercanos a la caldera. Con un destornillador o una llave, aflojar el tornillo de purga y deja que el aire y el agua fluyan, recuerda de colocar un recipiente debajo para que salga el agua, cuando veas que ya no sale más aire, aprieta el tornillo.

Desengrasa tu radiador

Una capa de grasa puede asentarse en tu radiador y volverse amarillo con el tiempo. Puedes eliminarlo utilizando un producto especial para el horno en este caso. En caso de que este muy deteriorado puedes volverlo a pintar para que quede como nuevo siguiendo estos simples pasos:

  • Raspa la superficie primero con papel de lija.
  • Luego puedes pintar tu radiador de acuerdo con tus gustos y tu creatividad.
  • Opta por una pintura resistente al calor. Recuerde hacer esto en el verano cuando no enciendes la calefacción.
Si te Gusta Compártelo Gracias....
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat